Opinión: Pedro Navarro |

Creo que pudo ser el partido más complicado de contaros en lo que va de temporada. La primera parte fue un auténtico desastre, el penúltimo clasificado de la tabla nos hacía tres goles sin despeinarse, la defensa hacía aguas y los nuestros no mostraban ni la más mínima muestra de crear algo. Banquillazo a Carlos Caballero, Guille Donoso y Alejandro Alfaro… lo del conejo de Vallecas, quieran o no reconocerlo, no se puede volver a repetir, si no hay otro jugador de las cualidades de Carlitos, debe jugar, así lo creo, así lo siento. Alejandro Alfaro sigue en su línea de estar cada vez más lejos de lo que todos queremos, el jugador con más calidad de la plantilla continúa su andadura hacia su peor versión (nunca nos salieron bien estos inventos y esto no cambiará visto lo visto), y el banquillazo más doloroso es para Guille Donoso, no lo entiendo la verdad, pero vamos, el míster sabrá.

La segunda parte, tras el soplo de esperanza, gentileza de Trujillo y su gol en propia puerta, los nuestros mostraron interés por enmendar el entuerto, doble cambio y a correr, pero claro, si encima se te rompe Pío y tienes que recular…todo se complica.

Es muy fácil hablar “a toro pasao” y desde la barrera, pero a la vista está que no fueron acertados los cambios. Pedro Ríos y Zacarías dueños de las bandas con la intención de dejar a Juli libre en la media punta, Edu Ramos por Caballero, ¿y quien crea? Y Rodri arriba más sólo que la una. En defensa se quedó en el tintero el cambio por el que todos apostábamos, Caro de central y Antoñito en banda derecha, volvía a repetirse la misma zaga cuestionada partido tras partido, eso sí, Samuel de los Reyes más enchufado a cada jornada que transcurre.

En definitiva amigos, es lo que hay, nos metemos en la zona media de la tabla y ya cada uno que mire hacia donde quiera, yo lo seguiré haciendo hacia arriba, el mejor equipo del mundo no se merece menos. Perdonarme mi faceta “criticona” de hoy, sabéis que no es mi estilo, soy un tío feliz y así lo seguiré siendo, pues lo mejor siempre está por llegar pero es cierto que el partidito que vimos en Almería es para preguntarse… ¿no hay otra cosa?

Dejar respuesta

Current ye@r *