OPINIÓN: Pedro Navarro

Lo has leído con el tono y lo sabes, al igual que nosotros sabemos lo que vamos teniendo entre manos, un equipo aguerrido, sin clase pero con fe, sin pegada pero con intención, sin héroes pero unido.

El pasado sábado vimos una jornada más cerca la ilusión de volver a repetir una campaña apasionante con un equipo del pueblo que no busca el aplauso fácil sino que se lo gana con el sudor de su camiseta.

Una defensa en su línea, esta vez con Rodas y el del wasap, Don Domingo y Caro que logran de nuevo un partido puerta a cero, esta vez consiguiendo convertir a Pawel en un espectador más. En el centro del campo Carlitos Caballero deja claro que tiene que jugar, Luso Delgado, el centenario, una jornada más como intocable y necesario en los esquemas de Oltra, Juli en su línea, baile incluido, y Guille Donoso poniendo cada vez más en debate el regreso de Pedrito Ríos. Alejandro Alfaro puso su destreza con el esférico, su desmarque y su versatilidad junto a Rodri que, a lo tonto a lo tonto, otros dos goles.

El Reino rugía, festejaba que por fin somos alguien, disfrutó de su equipo y se limitó a ser feliz con lo único que está a nuestro alcance, el partido. No hay nada más amigos, semana para enmarcar con 9 de 9 y otro lunes más que se esconden los inteligentes que no saben ni donde se ubica el Nuevo Arcángel. Tengan paciencia con “Usain Berdi”, su potencial es abrumador y su velocidad nos dará más de una alegría, sólo queda que practique un poco más el golpeo de balón y llegue, al menos a darle bien.

Ascenso directo amigos, así, sin dejarla caer como dirían en mi barrio y toda una liga por delante. Ahora en el horizonte se nos presentan tres partidos de exilio si contamos el de Carranza de copa y la tranquilidad de saber que somos capaces de todo y que sólo nosotros nos marcamos nuestro techo. Lo dicho cordobesistas, no le den más vueltas y disfruten de una semana de “pim, pam y otros tres puntitos.

Compartir

Dejar respuesta

Current ye@r *